Barranquismo invernal cerca de Madrid

Barranquismo invernal cerca de Madrid.

 

Barranquismo invernal

El público español no está acostumbrados a estas aventuras, y solo algunos barranquistas habituales practican este deporte durante todo el año.

Barranquismo en invierno con akenay
Barranquismo en invierno cerca de Madrid con akenay

Pero la verdad es que es una experiencia inigualable: La mente nos pregunta que estamos haciendo e intenta hacernos volver al coche. Pero con un buen material, el frío solo ataca en la zona de la cara cuando saltamos a alguna poza.  Es una sensación única, te sientes vivo de verdad. La nieve amortigua el ruido del ambiente y los sonidos cercanos se escuchan con mas nitidez. El paisaje cambia tanto que un barranco conocido parece totalmente extraño para nosotros. ¡Se agudizan todos los sentidos!

Peligros:

Hipotermia:

Es el peligro que mas se aumenta cuando practicamos el barranquismo en invierno. El primero en aparecer, porque si paramos es lo primero que nos va a ocurrir pero también es el último porque si nos pasa cualquier otra cosa, al final se complicará con una hipotermia.

Caidas:

Luego irían las caídas, ya que si en los barrancos en verano, los patinazos son lo mas habitual, si encima existe nieve o hielo, hay que extremar las precauciones.

También relacionado con el manto de nieve que lo cubre todo, en estas condiciones hay que tener cuidado con los agujeros que acechan escondidos. La nieve puede ocultar huecos en los que podríamos caer o tener una metedura de pata en el sentido mas literal de la expresión.

El peligro de caída de piedras se acrecienta y ahora también de estalactitas o carámbanos de hielo pueden abalanzarse sobre nosotros. Incluso podría darse el caso de verdaderos aludes que tras recorrer parte del valle terminen en el barranco.

También hay que tener en cuenta lo resbaladizo del terreno: a la hora de progresar en cañones, normalmente se suele evitar las zonas mojadas porque son las que menos resbalan. Ahora todo cambia, lo que resbala es la nieve y en el lecho del río, el agua la funde y la nieve o el hielo desaparece y es por tanto la zona mas segura.

Desorientación:

Es difícil perderse en un barranco  ya que básicamente se trata de seguir el curso del agua. Pero es curioso ver como todo cambia cuando la nieve cubre el barranco. Para practicar barranquismo invernal hay empezar con barrancos que nos sean familiares porque algunos descuelgues pueden estar cubiertos por la nieve y pasan desapercibidos. No se puede perder mucho tiempo buscando los anclajes. Si sabemos donde están, podemos quitar con la mano la nieve y enseguida los encontramos.

Los escapes  de los barrancos pueden no ser practicables en condiciones invernales u obligar a usar crapones y piolet.

Se pueden formar puentes de nieve y hielo sobre el cauce del río que pueden convertirse en peligrosos sifones.

Participantes:

La principal precaución es practicar este deporte en épocas frías con compañeros experimentados con los que tenemos una buena sincronización. Así podremos realizar la actividad mucho mas rápidamente y sin tiempos muertos. El primero que rapela, se puede ir a montar el siguiente descuelgue con otra cuerda y olvidarse de desmontar el rápel anterior porque para eso está  su compi.  Si estamos siempre en movimiento, mantendremos la hipotermia a raya.

En zonas resbaladizas, nuestro compañero  mas experimentado puede asegurarnos cuando nos acercamos a una cabecera que aunque normalmente no tendría problemas, con la nieve o el hielo, podría ser mas peligrosa.

El saber que contamos con un compañero experto, nos da la seguridad de que un pequeño percance como una torcedura, no irá a mayores pues él nos ayudará a salir del paso o podrá ir a buscar ayuda en caso necesario.

El número de participantes también juega un lugar importante: si somos muchos, igual tardamos mucho y conviene dividir el grupo en dos. Pero si ocurre una desgracia, interesa que por lo menos alguien se quede con el herido y que uno o dos vayan a por ayuda. Cuatro personas está muy bien y permite repartir el coste del coche…..

Efecto del frío sobre el material:

Debido a las bajas temperaturas, Se pueden congelar las cuerdas y los mosquetones. Alguna vez se nos han congelado las tuercas de seguridad de los mosquetones, haciendo muy difícil su apertura. La opción mas segura puede ser colocar dos mosquetones sin seguro contrapeados. También el frío afecta muy negativamente a las baterías de los aparatos eléctricos o electrónicos.

Caudales:

Finalmente hay  que tener en cuenta que la variación del caudal se puede ver afectada por el deshielo que ocurre en las horas mas calientes del día.

Existen distintos tipos de hielos y conviene ir conociendolos porque unos se aguantan nuestro peso y otros no, unos nos pueden caer encima, y otros no, etc… Normalmente se necesitan  muchos años de experiencia para poder afirmar que se es un experto en tipos de hielos.

Material:

En cuanto al material que tenemos que llevar, además del habitual en la práctica del barranquismo, tendríamos que tener en cuenta algunas consideraciones:

Cuerdas:

Si queremos que el grupo pueda realizar varios rápeles a la vez, tendremos que llevar mas cuerdas. esto nos servirá también en el caso de que no podamos recuperar rápidamente una de ellas. Siempre es mejor abandonar una cuerda que vivaquear en esas condiciones.

Material de instalación:

Habrá que llevar material de instalación si existe la posibilidad de no encontrar descuelgues en condiciones, bien porque están tapados por la nieve o por cualquier otro motivo.

Neoprenos:

Si no nos fiamos de nuestro traje de neopreno en lo referente a aislamiento térmico, podemos usar debajo de este un chaleco de calor o un shorty ajustados. Seland a anunciado una chaqueta de 6mm en su colección 2018 que puede ser una buena opción si estamos pensando en comprar un equipo específico para el frío.

Comida y bebida:

Bebida: Siempre es bueno llevar bebida cuando se hace deporte salvo que sea por un periodo muy corto de tiempo. En este caso no tendremos sed por el calor pero tendremos que reponer líquidos si hacemos un ejercicio mediano. Podemos aprovechar para entrar en calor cuando bebemos si llevamos un termo con una bebida caliente. Café, Té, Chocolate, Caldo,… Aqui según los gustos le daremos a la cafeína, a la teína, a las calorías del chocolate, etc…

Comida: Llevar comida nos puede salvar de una pájara pero en este caso nos da también energía para combatir el frío. El turrón está muy bien y pega con la época del año.

Punto caliente y emergencias:

Mantas térmicas individuales pueden servir para mantener la temperatura corporal en una parada prolongada. Si es un  problema del grupo, existen mantas colectivas mas grandes para refugiarse todos juntos. Si el tema se ha complicado tanto, sacaremos unas velas o unos hornillos que encenderemos debajo de la manta térmica. Siempre hay que llevar mechero o cerillas adecuadas para terrenos húmedos.

Linternas: En invierno anochece mucho antes y las linternas son mucho mas necesarias. Tiene que ser resistente al agua. Las que son de tipo dinamo, no tienen problemas de batería gastada, pero necesitaremos las manos para hacerlas funcionar. Las frontales de espeleología son geniales pero cuestan lo suyo. Llevar pilas de repuesto.

Teléfono o radio: estos aparatos que funcionan con pilas o baterías son muy sensibles al frío y se descargan con mucha facilidad. Lo mejor es llevarlos apagados  hasta que haya que usarlos y  pegados al cuerpo en una bolsa estanca para que estén calientes y secos. Si llevamos una batería de repuesto: Mejor.

Material de alpinismo:

Si se trata de zonas donde nos vamos a encontrar con hielo tanto en la aproximación como el el descenso, hay que valorar el llevar piolets y crampones. Y si el riesgo de Aludes no es despreciable también se cargará con el Arva la pala y la sonda.

Ahora a darle caña: a bajar barrancos..

Ya nos hemos informado de todo lo que hay que tener en cuenta. Solo queda ponerlo en práctica:

Descenso de barrancos fresquitos «amateur»

Sin llegar a descender cañones con cascadas de hielo y marmitas congeladas, se puede disfrutar del barranquismo en invierno.

Viktoria  viene de Austria y Etienne de Suiza, para ellos es normal practicar deportes al aire libre en cualquier época del año y eso que en sus países hace mucho mas frío que en España. Querían hacer barranquismo y estamos casi en Diciembre.

El descenso de cañones cerca de Madrid no tiene fechas… Con nuestros trajes de neopreno Seland de 5mm no hay escusa que  valga. Viktoria y Etienne se pusieron los guantes, pero yo prefiero sentir la cuerda directamente con mis manos. También me pongo solo la capucha solo para los saltos: mi traje está muy ajustado para que no me entre nada de agua y me oprime el cuello.  En este caso elegimos la garganta de Arbillas al sur de Gredos: lo mas calentito cerca de Madrid y con escapes por todas partes que permiten salirse si surge un imprevisto. Etienne es un experto escalador y Viktoria una gran deportista por lo que hicimos el barranco en solo dos horas y media: Incluso repitiendo  todos los saltos y algunos toboganes.

Nos dio tiempo para visitar las Cuevas del águila de regreso a Madrid. Fue divertido porque con sus 17ºC  constantes durante todo el año, nos parecía que hacia calor.

 

 

Croquis, reseña o topo del barranco de Portilla

¿Como es el barranco de Portilla?

Se trata de un barranco cercano a Madrid. Está muy cerca de Villalva de la Sierra en Cuenca. Tiene 7 rápeles y suele estar seco si no lo hacemos justo después de unas buenas lluvias. Siempre tiene agua en las dos últimas pocitas, pero en un momento dado las pasamos descalzos. Está muy bien equipado y  tiene escapes  por la derecha hasta que hacemos el cuarto rápel.

Se ve muy bien el cuarto descuelgue a la derecha pero hay otro escondido a la izquierda. Está bien saberlo por si somos muchos barranquistas…

El quinto rápel podemos hacerlo del primer descuelgue de la izquierda pero es una pena no hacer el pasamanos que va hasta el segundo descuelgue de la izquierda. Si lo hacemos del primero descuelgue, se nos puede quedar atascada la cuerda entre dos piedras en una repisita intermedia al recuperarla : habrá que subir por el cable de la derecha (bajando) para solucionarlo….. Si está concurrido, hay un tercer descuelgue a la derecha…

El sexto rápel se puede hacer por la izquierda o por un pasamanos por la derecha. dependiendo del tiempo que queramos  estar…. y las ganas de jugar que tengamos…

El séptimo rápel  de este barranco cae a una pocita que siempre tiene agua: podemos descalzarnos para no mojar  las zapatillas o botas.

Después de la cuerda con nudos, se puede salir con técnica de chimenea sin meterse en el agua. Como a metro y medio del agua es mas fácil pero si te caes está mas alto…. Con niños pequeños se puede montar una cuerda desde el descuelgue R8 (que no hacemos si bajamos por los nudos) y la tensamos con el arnés desde fuera del barranco.

Con dos cuerdas de 15m se pueden hacer los rápeles. Si queremos  hacer los pasamanos , hay que contar que miden unos 7 metros.

Croquis del Barranco

Croquis o topo del barranco de Portilla

Mapa de los accesos al barranco de Portilla

mapa-accesos-barranco-de-portilla.png

Barranquismo en otoño

Barranquismo cerca de Madrid en Otoño

El barranquismo siempre se ha visto desde fuera como un deporte de verano por el hecho de realizarse a menudo en un medio acuático, pero no siempre tiene que ser así. Hay algunos barrancos que conviene descender en épocas de lluvias para que sean mas atractivos, y otros que por su situación y orientación se pueden hacer todo el año como por ejemplo casi todos los andaluces. Pero aún viviendo en el centro de España, en primavera y en otoño se puede disfrutar muchísimo y sin pasar frío si se lleva un equipo adecuado. Estamos casi en Noviembre y lo hemos pasado genial en el barranco de Somosierra:

y en la Garganta de Arbillas:

De hecho con 20ºC menos también se puede…. pero eso es otra historia….

Barranquismo por España

BArranquismo un poco mas lejos de Madrid

Un año mas volvemos a reunirnos monitores de distintas empresas para compartir las distintas técnicas y las experiencias vividas esta temporada. En esta ocasión hemos realizado el descenso del Barranco de Trevélez en Granada: un cañón un poco mas comprometido que los que hacemos día a día con nuestros clientes y muy característico por sus colores rojizos debido al mineral de hierro de la zona. Estos viajes son siempre un compromiso de seriedad en los momentos técnicos y de diversión todo el resto del día, siempre en un ambiente de compañerismo inmejorable.

Barranquismo para niños.

Barrancoakenay@gmail.com       Movil: 608.622.404

Tarifas

Algún amigo  me ha dicho que no puede venir a hacer barranquismo por que tiene niños pequeños. Es verdad que  si son muy pequeños, aunque puedan descender el barranco, igual no lo disfrutan y es mejor esperar: A partir de unos 8 años, se lo pasan como enanos y con 10 empiezan a aprender la técnica (Siempre asegurados por el monitor). La limitación viene dada por la disponibilidad de neoprenos en tallas pequeñas, mas que por  otros aspectos. La Niña mas pequeña que ha venido con nosotros se llama Nerea tenía 6 años y bajo dos barrancos como una campeona. (Portilla y Ventano del Diablo)

Además de pasar un día en la naturaleza, nuestros  hijos ven que  son capaces de hacer  cosas impresionantes y aprenden enfrentarse a futuros retos con confianza y naturalidad.

Le preguntaron a Gabi con esa edad: ¿Gabi a ti que te da miedo? y después de pensarlo un rato dijo: ¡Nada!

¡Septiembre: buen mes de Barrancos cerca de Madrid..!

Para muchos se terminaron las vacaciones, pero quedan muchos fines de semana de buen tiempo y sin el excesivo calor de Agosto.

El domingo estuvimos haciendo el descenso del Barranco de Portilla con Daniel y Carlos que resultaron ser unos artistas.

Nos subimos unas chaquetas por si acaso  pero no hizo falta ponerselas: Se estaba genial en bañador y camiseta….

De hecho en el año pasado hicimos barranquismo hasta Noviembre.

¡Prolonga tu verano con Akenay!

Curso: Barranquismo 2017

 

Curso de barranquismo del ayuntamiento.
Curso oficial de barranquismo

Del 10 al 15 de Julio se impartirá  la parte presencial y eminentemente práctica del Curso de Barranquismo organizado por el Ayuntamiento de Villanueva del Rio y Minas en colaboración con la asociación: Acción R2. 

Por fin la asociación   “Acción Voluntaria R2“   ha llegado a un acuerdo con el ayuntamiento de Villanueva del Rio y Minas para que éste convoque un curso de Barranquismo impartido por “Acción Voluntaria R2”. Este curso tendrá una duración de 6 días presenciales (60h) y una parte on-line de otras 60h.

Al ser un curso con al menos 100 h convocado por una administración pública, el alumno puede ser reconocido por  la junta de Castilla y León como Experto en la materia, y convalidar el “Bloque de libre elección” del curso de Monitor de Nivel.

La parte presencial del curso se realizará entre los días 10 y 15 de Julio de 2017. En principio se realizará en los alrededores de Villanueva del Rio y Minas aunque por razones de fuerza mayor  (Lluvias, etc…) se pueda decidir entre todos realizar alguna actividad fuera del periodo o de la zona.

El precio del curso es de 390€ e incluye la formación presencial y on-line y el uso del material colectivo: Cuerdas, botiquín, etc….

Cada alumno deberá traer su material individual: neopreno, arnés con dos cabos de anclajes y descensor con mosquetones de seguro, casco y calzado adecuado. (Se puede consultar la posibilidad de alquilarlos.)

En la zona existe la posibilidad de acampar gratuitamente y tanto las comidas como los transportes podrán realizarse como acordemos. Compartiendo coches o haciendo barbacoas colectivas por ejemplo…

Para más Información escribir a barrancoakenay@gmail.com o llamar al 608 622 404